Best Seller

images (1)

Separados del resto de los libros se hallan las historias de cowboys, insignes héroes norteamericanos tipo James Bond, la búsqueda del Santo Grial o peleas tipo “Marabunta”, libradas por un joven Charlton Heston en contra de un ejército de hormigas migratorias. De aventuras y de ciencia ficción, eróticas y de misterio, la reina indiscutida de esas historias que en el futuro inspiraran taquilleras películas convertidas en clásicos, es sin duda la novela policial o detectivesca. Casi siempre escritas, la mayoría de ellas, bajo seudónimos de tipos capaces de entregar un libro por semana dependiendo de su contrato.

Todas comparten el atributo de ser mal vistas por la óptica de aquellos soberbios pavos reales cultores de la literatura oficial. Aquella que gana reconocimientos relacionados a los más altos valores del ser humano, llámense Nóbeles o Cervantes. Sin embargo, el Best Seller nace precisamente por la necesidad de airear un poco la escena rimbombante e intelectualoide de una sobrecargada segunda mitad del siglo XX.

Georges Simenon, escritor belga de novelas policiales y autor de las míticas historias del comisario Maigret, cuenta entre su producción 192 novelas publicadas bajo su nombre, y otras que vieron la luz bajo una veintena de seudónimos. Imaginen a Simenon encerrado por su propia voluntad en una prisión de vidrio para acometer en vivo y en directo la producción de otra de sus obras, en tiempo record y sin consideraciones para con su máquina de escribir.

Uno de los grandes latinoamericanos, nuestro recién partido García Márquez, aconsejaba a un poeta mexicano despedido también este 2014, acerca de no despreciar a los autores de Beste Seller bajo el argumento de que deben ser apreciados no por cómo escriben (que no sean juzgados por su forma), sino por cómo narran. “Fíjate en la forma de narrar y aprenderás mucho de ellos”.

No confundir Best Seller con la otra parva de autores que, respondiendo también a un contrato, intentan igualarse a la literatura académica y oficial. Puede que halla un vacío, entre quienes son una verdadera máquina de producción de historias y quienes luchan por alcanzar una alta categoría, sin desembarazarse de la línea comercial.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s